¡Saludos, guerreros!

Nuestro compromiso por un juego limpio en For Honor nos ha llevado a poner en marcha el programa EasyAntiCheat, que permite identificar a aquellos jugadores que pretenden hacer trampas o mejorar su rendimiento en el campo de batalla mediante el pirateo. Gracias a este programa, hemos identificado y expulsado a cerca de 400 jugadores de For Honor.

Otros 70 fueron expulsados gracias a informes de otros jugadores por exhibir emblemas ofensivos, acoso y mal comportamiento, y también a través de nuestro Portal de Atención al Cliente.

Todas las expulsiones, temporales o permanentes, se aplican a nivel de cuenta, no a nivel de hardware. Se han estado realizando expulsiones a la primera infracción para demostrar la firmeza con la que nos hemos propuesto lograr un entorno justo. Tened en cuenta que todas las expulsiones ejecutadas durante la beta abierta (un total de 60) se levantaron para el lanzamiento.

Si un jugador cree que podría haber infringido alguna norma de EasyAntiCheat, debería consultar nuestro Código de Conducta Después de que el sistema alerte acerca de un jugador, el equipo evaluará el posible pirateo o trampa, y en caso de confirmarse aplicará la sanción. El jugador en cuestión recibirá un correo electrónico de Ubisoft en el que se le informará oficialmente de su sanción, la infracción que ha cometido, la plataforma y la duración.

Aquellos que crean que han sido expulsados por error pueden iniciar un proceso de reclamación, y nuestro equipo revisará cada caso de manera individual. Podéis encontrar más información sobre las expulsiones en nuestra página de atención al cliente: https://support.ubi.com/es-ES/faqs/0...-en-For-Honor/.

Para aquellos jugadores de For Honor que reciban mensajes de error de EasyAntiCheat al entrar en el juego, hemos creado esta Guía de Solución de Errores con la que resolver todo tipo de problemas y volver así a cortar cabezas y ganar puntos de captura lo antes posible.